Lo que se necesita saber si quieres solicitar una excedencia voluntaria

La excedencia voluntaria es una situación laboral que utilizan algunos empleados si necesitan tiempo para ellos. Este tiempo es una forma temporal de interrumpir tu contrato de trabajo para estudiar, viajar o descansar. Pero ¿qué tanto sabes sobre la excedencia voluntaria? ¿Sabes cómo solicitarla y sus consecuencias? Descubre en qué casos aplica y en cuáles no y cómo puedes solicitarla.

¿Qué es una excedencia voluntaria?

Una excedencia voluntaria es un periodo en donde se suspende temporalmente el contrato de trabajo de manera voluntaria por razones personales. Durante dicho tiempo se produce un cese de las prestaciones de servicio para el trabajador y a su vez, se cancela el pago de salarios por parte del empleador. Esta situación laboral puedes solicitarla por un periodo de tiempo determinado.

Estos pueden ir desde los 4 meses a 5 años. No obstante, se pueden acordar ciertos límites durante este tiempo. Al no estar activo a nivel laboral, esta pausa no se tomará en cuenta para antigüedad o en el momento de calcular indemnizaciones por despidos. Al ser una solicitud voluntaria no tendrás que justificar un motivo determinado.

Por lo que no tendrás por qué explicarle a la compañía tu decisión, siempre y cuando esta solicitud no incumpla una cláusula del contrato. Si rompes una cláusula o la buena fe que se establece en el contrato de trabajo esto podría traerte consecuencias como el despido disciplinario. Sin importar que se esté disfrutando del periodo de excedencia voluntaria.

Te puede interesar: Requisitos Para Ser Mediador De Conflictos Civiles En España

¿Cuáles son los requisitos para solicitar una excedencia voluntaria?

Para solicitar una excedencia voluntaria tan solo requieres de una antigüedad en la empresa en donde trabajas de 1 año. Además, deben haber pasado unos 4 años desde el final de la última excedencia voluntaria que hayas solicitado. A diferencia de otras excedencias la voluntaria no puede fraccionarse. Por lo cual, debe tener una duración de entre 4 meses a 5 años.

En otro orden de ideas, la excedencia es algo voluntario que cada trabajador puede solicitar a la empresa si cumple los requisitos. Pero para la empresa es obligatorio conceder dicha excedencia cuando sea solicitada. En caso de que la compañía se niegue a conceder la excedencia, el trabajador tiene el derecho de demandar a la empresa para defender su derecho. No obstante, hasta resolver el juicio deberá continuar laborando en la empresa.

¿Cómo se solicita una excedencia voluntaria?

Se recomienda realizar un escrito en donde se solicite a la empresa la excedencia voluntaria. En dicho escrito debes indicar las fechas exactas de la excedencia, aunque no es de carácter obligatorio que coloques el motivo por el cual la solicitas. A pesar de que no existe un plazo de preaviso que sea obligatorio, siempre se recomienda dar un plazo para que la empresa estudie, organice y responda tu solicitud.

Después de que la compañía recibe tu solicitud, estos deben responder por escrito si aprueban o no la excedencia voluntaria. Es habitual que las empresas al aprobar la solicitud, liquiden al trabajador por pagas extras, vacaciones pendientes u otros montos a los que el trabajador tenga derecho. Esto lo hacen en aquellos casos en que el trabajador no regrese a la compañía.

Quizás te interese: Certificado de empresa SEPE

¿Cuál es la situación legal de un trabajador durante una excedencia voluntaria?

Durante la excedencia el trabajador puede hacer con su tiempo lo que prefiera, inclusive en algunos casos puede laborar en otros puestos de trabajo. Evidentemente, esta excedencia no se toma en cuenta en la empresa. No obstante, la antigüedad del trabajador continuará cuando este se reintegre a la empresa. 

Asimismo, la empresa puede incluir al trabajador en el E.R.E. No obstante, el despido puede considerarse nulo al encontrarse en una situación de excedencia laboral.

¿Puedes trabajar en otra empresa durante una excedencia voluntaria?

Mientras no exista una cláusula en tu contrato en donde la empresa te exige una condición resolutoria donde te lo prohíba puedes trabajar en otras empresas. Siempre y cuando no incide en una competencia desleal. Inclusive pueden ser del mismo sector en el que te desempeñas. Por el contrario, si existe una cláusula de no competencia, la empresa podría despedirte por ilegalidad.

En caso de que en tu contrato cuentas con una cláusula resolutoria sobre este aspecto, si la incumples no solo te despedirán, tampoco tendrás acceso a la indemnización por el despido. Pues aunque tu contrato se mantenga en una pausa laboral, aún existe una relación laboral que justifica romper la relación con el empleado en caso de incumplimiento.

¿Se puede cobrar el paro si estas en una excedencia?

Para poder solicitar el paro se debe tener una situación legal de desempleo. Por lo cual, al finalizar una situación de excedencia voluntaria no podrías cobrar el paro. Sin embargo, durante una excedencia voluntaria trabajas en otra empresa y al finalizar dicho contrato solicitar las prestaciones por desempleo si podrías tener derecho a ella.

Esto debido a que la duración de la excedencia no ha culminado cuando ocurre la situación de desempleo. Por ello, si podrás cobrar el paro hasta finalizar la situación de excedencia. Al finalizar esta situación las prestaciones se cancelan, ya que deberás solicitar tu reincorporación a la compañía y esperar la respuesta de esta. En caso de que la empresa deniegue la misma o no, puede reincorporarte por no tener vacante pueden continuar percibiendo el paro hasta que ocurra tu reincorporación.

En el caso de que solicites la prestación cuando ya ha finalizado la excedencia voluntaria o se estableció un periodo mínimo de la excedencia, primero debes solicitar el reingreso a la empresa. Mientras espera la respuesta de la empresa no es posible que perciba el paro, ya que aún no tiene resuelta la situación de desempleo. Pues debes tener una situación de desempleo legal para poder percibir las prestaciones.

Dato de color: Conoce los 100 apellidos más comunes en España

¿Cómo solicitar el reingreso a la empresa luego de una excedencia voluntaria?

Una excedencia voluntaria no implica la obligación por parte de la empresa de reservar el mismo puesto de trabajo que tenías. Es decir, que al regresar no tendrías derecho a ingresar al mismo puesto en donde te desempeñas, lo cual no ocurre con otros tipos de excedencias. No obstante, esto puede consultarse y ser pactado con la empresa, todo dependerá del acuerdo al que ambas partes puedan llegar.

El único derecho seguro que tiene el trabajador es el ingreso nuevamente a la empresa pero en cualquier puesto de preferencia en la misma categoría o similar. Por otro lado, tampoco es que podrás regresar de inmediato, debes solicitar por escrito tu reintegro a la empresa para expresar tu intención de regresar. Aunque no es obligatorio que lo hagas por escrito, es lo más recomendable.

Por otro lado, en ciertos convenios pueden exigirte que solicites el reintegro con un plazo para que la empresa pueda estudiarlo y responder si existen plazas vacantes. Si tienes un plazo establecido debes solicitar con antelación el regreso para que no se venza el plazo de regreso a la empresa.

Además, el empleado tampoco puede solicitar el regreso a la empresa hasta que finalice el plazo solicitado de la excedencia voluntaria. Sin embargo, también puede llegarse a un acuerdo con la empresa para regresar al trabajo sin que haya finalizado la excedencia voluntaria. Aunque esta no se encuentra obligada a hacerlo.

¿Qué ocurre si la compañía cierra antes de regresar de una excedencia voluntaria?

En estos casos, la empresa no está obligada a indemnizar al trabajador por un despido, ya que al extinguirse la empresa también ocurre lo mismo con el contrato. No obstante, si podrás realizar una solicitud de paro, porque te encontrarás en una situación legal laboral de desempleo. Sin embargo, si trabajas para una empresa que tiene varias cadenas, podrías solicitar su reintegro en alguna de ellas.

A menos que sea una empresa con diversos franquiciados, de ser así no podrás solicitar el reintegro a ser una relación con una de las franquicias y no con la marca como tal. Por lo cual, estas no tendrían derecho sobre aquellos lugares de trabajo que no se encuentren bajo su control.

¿Y si la empresa no responde al reintegro cuando finalice la excedencia?

En este caso, por la negativa de la empresa, sea porque no hay vacantes disponibles o porque no quiere otorgar el reingreso, el empleado puede demandar. Pues alegaría un despido injustificado solicitando el reingreso en la compañía o la indemnización por su despido.

Ahora que conoces ciertos aspectos sobre la excedencia voluntaria, es importante que si vas a solicitar alguna te mantengas informado. De manera que, tanto tú como la empresa conozcan sus derechos y deberes para que puedan cumplir lo que establecen las leyes. También podrán respetar los derechos de ambas partes.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)
Compartir:
Inicio » Trámites » España » Lo que se necesita saber si quieres solicitar una excedencia voluntaria

Deja un comentario